Salud y ciudad

El otro día paseaba en bicicleta y recordaba una platica que tuve con mi asesor de tesis relacionado a los temas de salud y el territorio. Me parece muy importante el tema y me apasiona bastante.

Si las ciudades no cumplen el principio de generarnos salud y bienestar, ahí es donde no cumple con sus principales objetivos y la planeación decae.

La pregunta obligada para los planeadores es cómo podemos involucrar este tipo de criterios dentro de la planeación urbana. Afortunadamente si existen algunas lineas de acción dadas por diferentes organismos internacionales como es la Organización Mundial de la Salud (OMS)  para involucrar las lineas temáticas en las políticas de salud pública.

Aunque no es fácil definir la salud, por el hecho de que no es únicamente mencionar que uno se encuentra bien. La enfermedad es otro hecho que repercute de manera directa a la calidad de vida en las ciudades.

 

Tugurio keniata. Más de la mitad de la población urbana de África vive en asentamientos informales, según ONU Habitat. Crédito: Colin Crowley/CC BY 2.0 via Wikimedia Commons

Tugurio keniata. Más de la mitad de la población urbana de África vive en asentamientos informales, según ONU Habitat. Crédito: Colin Crowley/CC BY 2.0 via Wikimedia Commons

Quizá uno se preguntara que tantas acciones de los tomadores de decisiones ayudan a mejorar nuestra salud. La naturaleza de nuestras ciudades es obvia en su gran cantidad de contaminantes en el ambiente mas aparte que ya se encuentra mas de la mitad de la población concentradas en ellas, lo cual es difícil tener una linea de acción concreta y con impactos reales a corto plazo.

No hay que perder nuestro enfoque como son otras áreas que son muy afines como la epidemiología, geoepidemiología, nosogreografía.

Aquí lo importante es la Salud  Para las Ciudades.

 

 

Alejandro Lepe

SIG'ero y Consultor Urbano para estudios de la ciudad. Actualmente trabajo en el Instituto municipal de la Vivienda de Guadalajara dentro del departamento técnico y realizando proyectos de manera independiente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *